NotiBoom

Tenemos Bundesliga

Han pasado ocho jornadas de Bundesliga desde que el pasado 26 de agosto comenzara un campeonato que, un año más, nos volvía a enganchar con más fuerza que nunca. La […]

Han pasado ocho jornadas de Bundesliga desde que el pasado 26 de agosto comenzara un campeonato que, un año más, nos volvía a enganchar con más fuerza que nunca. La llegada de Ancelotti al Bayern Múnich y la excitante incursión del  Borussia Dortmund en el mercado de fichajes, auguraron una temporada inigualable. Y lo está siendo.

Pero, tras ocho fechas de liga, ni Bayern ni Dortmund han sido los auténticos protagonistas de estos primeros meses de competición. ¿Sorprendente? Quizás no tanto si ojeamos en líneas generales lo ocurrido hasta ahora.

En horas bajas

El inicio de temporada está dejando sorpresas verdaderamente inesperadas en el campeonato alemán. Wolfsburgo y Schalke 04, candidatos a ocupar las plazas europeas con la llegada del mes de mayo, están jugando un fútbol irreconocible.

La marcha de Dieter Hecking del Volkswagen Arena marcará un antes y un después en el proyecto de unos lobos que, en estos instantes, ocupa el puesto de play-off con la permanencia. Con sólo una victoria -en la primera fecha- el Wolfsburgo más de una terapia de choque que le ayude a reanimar su potencial, aquel del que nada se ha sabido hasta la fecha.

Por su parte, el Schalke de Markus Weinzierl comienza a remontar su caída al vacío, tras haber vivido el peor inicio de campaña en su historia. Un accidentado comienzo de Bundesliga con cinco derrotas consecutivas, que sumió al equipo minero a la última plaza de la tabla. A pesar de ello, el conjunto de Gelsenkirchen confía en que la dramática experiencia sirva para retomar un vuelo que se prevé, alcance cotas continentales.

Schalke

Perdidos

A pesar del ilusionante esfuerzo acometido en los despachos, el Hamburgo comenzó la temporada con la misma problemática de los últimos años: no hay un fútbol establecido. Quizás por ello a la directiva hanseática no le quedó otra opción que despedir a Bruno Labbadia tras cinco jornadas de liga.

Pero la raíz del problema no parece estar en el banquillo. Ni siquiera Markus Gisdol parece dar con la tecla, mientras el legendario HSV es colista de la Bundesliga, con apenas dos puntos en su casillero. Ni Halilovic, ni Kostic, fichajes estrellas del pasado verano, han rendido al nivel esperado. No mucho menos.

De momento, el Hamburgo debe conformarse con un paupérrimo balance de apenas dos goles a favor en ocho jornadas -el peor del campeonato-, ambos marcados por el estadounidense Bobby Wood quien, paradójicamente, está debutando en la máxima categoría del fútbol alemán.

Parecido es el caso de otro histórico del fútbol germano como es el Werder Bremen. Tras años de coqueteo con el descenso, el equipo verdiblanco comenzó la Bundesliga con el abrupto despido de Viktor Skripnik, tras apenas tres jornadas de liga.

Pero a diferencia del caso del Hamburgo, Alexander Nouri -sucesor de Skripnik en el Weserstadion- ha sabido reanimar al Bremen con siete puntos en cinco jornadas, con victorias ante Wolfsburgo y Bayer Leverkusen.

Todos juegan

RB Leipzig, Hertha Berlin, Hoffenheim o Colonia. Todos estos equipos comparten una reflexión cada vez más afianzada en el fútbol alemán: todos juegan.

Si no, que le digan al equipo de Red Bull -en su debut en 1.Bundesliga- cómo está en la segunda plaza del campeonato, a sólo dos puntos del Bayern Múnich.

¿El Leicester alemán? Quizás no tanto. La inversión millonaria que rodea al proyecto de Leipzig ha restado cierta magia a la indiscutible hazaña del equipo de Ralph Hasenhüttl.

bundes2

Pero si de hazaña se trata, el Hoffenheim parece tener claro que esta temporada puede ser de altos vuelos. El ilusionante proyecto de Julian Nagelsmann está siendo todo un éxito, con el que el Hoffenheim es el único de los tres equipos del campeonato que aún no conoce la derrota, acompañado del todopoderoso Bayern y el RB Leipzig.

Por fortuna, para el fútbol y para los aficionados, la Bundesliga parece abrir sus puertas a nuevos horizontes. Y a pesar de que todo parece indicar que, un año más, la lucha por el título quedará en manos de unos pocos, resulta ilusionante ver cómo equipos de menos calibre roban protagonismo a los grandes habituales.

El reto será mantener la forma. Que Hertha o Colonia aguanten la presión de sus perseguidores será una misión de alta dificultad. Sin embargo, más allá de la lucha por el título, la Bundesliga promete abrir grandes frentes en la carrera por llegar a Europa, por no mencionar el temido descenso.

Para fortuna de quienes la hemos disfrutado en los últimos años; ahora sí, podemos decir que tenemos Bundesliga.

Acerca de The Raven

El autor no ha proporcionado ninguna información.

2 Comments

  1. ernesto

    asi mismo, la temp parece q sera muy apasionante…la verdad no entiendo el paso d equipos como leverkusen q con el muy buen desempeño q tuvo en el mercado no es para q tengan la «crisis» en la cual se encuentran inmersos ahora mismo, esperemos q levanten al igual q schalke y dortmund pues aunq equipos pequeños como leipzig,herta y koln le estan poniendo sabor a la bundes los grandes son los grandes…MIA SAN MIA!!!!!

  2. Netchaos

    Me gusta como ha empezado la liga este año, hay mucha rivalidad entre los equipos, incluso el Bayern aunque no ha perdido ha tenido algunos tropezones lo que pone más intresante la liga, tanto que entre el 1ro que es el Bayern y el 5to que es el FC Koln hay solo 5 puntos de diferencia y solo 9 con respecto al Monchengladbach que es 10mo, hay mucha paridad y eso le hace bien a la liga, para la proxima jornadas hay duelos interesantes, el que más llama la atención es el Derby de la Cuenca del Ruhr en el Signal Iduna Park, otros juegos interesantes son el Wolfsburg vs Leverkusen, Hoffenheim vs Hertha y Monchengladbach vs Frankfurt, siempre en casa de los primeros

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *